La favorita (The Favourite, 2018), de Yorgos Lanthimos.

” ¡Tan sagrado es el don de las Musas para los hombres! De las Musas y del flechador Apolo descienden los aedos y citaristas que hay sobre la tierra; y de Zeus, los reyes”.

(Teogonía, Hesíodo)

Inglaterra, siglo XVIII. La reina Ana de Estuardo (Olivia Colman), primera soberana de Gran Bretaña, gobierna asesorada por su súbdita favorita: Lady Sarah (Rachel Weisz). Sin embargo, la llegada a palacio como criada de Abigail (Emma Stone), dama caída en desgracia y prima de Sarah, trastoca pronto la relación entre la monarca y su vieja amiga.

A estas alturas, ya nadie duda de que la de Yorgos Lanthimos es una de las voces más peculiares de la cinematografía europea (y mundial) actual. Películas como Canino (Kynodontas, 2009), Langosta (The Lobster, 2015) o El sacrificio de un ciervo sagrado (The Killing of a Sacred Deer, 2017), son muestras cada vez más estilizadas de las extravagantes querencias temáticas y argumentales de un realizador al alza. Es por eso que de él esperásemos una incursión poco convencional en el cine de época, pese a las dudas que, en principio, generaba el hecho nada común de que el guión de la cinta no llevase su firma. Dudas que enseguida se disipan en favor del cineasta ateniense, quien en The Favourite, su trabajo más accesible, pero también el más redondo, compone una brillantísima y retorcida comedia negra en cuyo tramo final aflora ese hálito de humanidad trágica que tan bien saben plasmar los griegos desde los tiempos de Esquilo.

El filme, que traslada de manera convincente a los espectadores al período final del reinado de Ana de Estuardo (se inspira en hechos y personajes reales), nos presenta a un poderoso triángulo femenino unido por vínculos de amistad, sexo y poder. Rivalidad y ambición enfrentan a los personajes de Weisz y Stone, ambas magníficas, en una encarnizada lucha por ganarse el favoritismo de la hinchada abeja reina: monarca de carácter débil y maleable, de personalidad deprimida y acomplejada; arquetipo patético y decadente de la aristocracia del viejo mundo a las puertas de la ilustración. La de Olivia Colman es una de esas interpretaciones de las que marcan una carrera (obtuvo la Copa Volpi a la Mejor actriz en el Festival de Venecia). Siempre la recordaremos, cual estampa carrolliana, rodeada de conejos.

Deborah Davis y Tony McNamara arman un guión soberbio, estructurado en capítulos y en el que sobresale la dimensión psicológica de sus tres personajes protagónicos. Alude asimismo al contexto histórico de la época (el conflicto bélico de Inglaterra con Francia como parte de la Guerra de Sucesión Española), y a la pugna y conspiraciones por el poder entre torys (Partido Conservador Británico) y whigs (Partido Liberal Británico) característica del sistema parlamentario bipartidista.

En el plano formal, Lanthimos emplea continuamente el gran angular y el ojo de pez, además de contrapicados y ligeros contrapicados, con el fin de “deformar” la imagen de la vida en la corte; ridiculizarla; hacerla grotesca al ralentí.

El uso de exquisitas piezas de música clasica muy bien introducidas, los decorados, el diseño de vestuario, el trabajo de maquillaje y peluquería y una excelente dirección de fotografía a cargo de Robbie Ryan, otorgan a la película una elegante y conseguida reconstrucción de la etapa histórica que retrata.

Notable alto.

Nota: 8/10

16 comentarios sobre “La favorita (The Favourite, 2018), de Yorgos Lanthimos.

  1. A mi también me gusto mucho,espero volver a verla.De momento la pongo al nivel de El sacrificio de un ciervo sagrado.Lanthimos se esta ganando ser uno de los directores mas interesantes del momento.A ver si tiene suerte en los Oscars(que menudas nominaciones…)

    Me gusta

  2. Tengo muchas ganas de ver la película. A los Oscar hay que tomárselos a risa. Es imposible tomárselos en serio. Los Oscar han premiado a muchas, muchísimas películas mediocres, pero nunca una película comercial de Marvel (que solo está porque hay negros). Roma es decepcionante. Las otras son churros (aún no he visto Green Book). El vicio del poder, a mi humilde parecer, es la única que se salva. La favorita, es de momento, la mejor de las nominadas?

    Me gusta

  3. Creo que de las nominadas a mejor película sólo he visto ‘Roma’ y ‘La favorita’. Si te soy sincero, las otras me dan mucha pereza. Antes lo veía todo, pero llega un punto en el que a uno ya sólo le apetece dedicar su tiempo a cosas que realmente le gustan (o cree que le van a gustar). Próxima cita con el cine: la nueva de Trier.

    ¡Saludos!

    Me gusta

  4. Brillante, brillantísimo trabajo de Lanthimos. La vi sin saber de qué iba, simplemente conociendo que era de él, esperando, eso sí, alguna extravagancia. Y vaya sorpresa más grata. El trío de protagonistas brindan conjuntamente un trabajo histriónico de época, sobresaliendo, coincidiendo contigo, Olivia Colman, en una brutal interpretación.

    Gran texto el tuyo.

    Me gusta

  5. Sin duda una de las películas del año, que además cuenta con uno de los mejores guiones que se han escrito en los últimos año. Lanthimos hace una excelente labor, llevando a su terreno perturbador un guión ajeno. Lo mejor de la película, sin duda: Olivia Colman. Las “favoritas” están increíbles también, pero la reina es la reina.

    Saludos.

    PD: Comparto tu opinión sobre los Oscar, son inevitablemente una prostitución del cine, pero siendo sincero me cuesta mucho no interesarme año tras año. Quizás por ver participar a películas que me gustan, no sé.

    Me gusta

  6. ¿Qué tal, Ricardo? Esta era mi película más esperada del año, más no pude verla aún.
    Tengo un encargo, si te apetece: una actualización de tu lista de las mejores películas de animación. Sé que no te gusta ese tipo de cine, pero si tú la haces yo la hago.

    Me gusta

  7. Una película deliciosa, que, aunque esté alejada de la usual estructura cinematográfica de Lanthimos, conserva elementos propios de su buen hacer y lleva a otro nivel el denominado “cine de tasitas”. Los diálogos, la fuerza interpretativa del magistral trío de protagonistas (que nada tiene que ver con los taciturnos caracteres de Ivory & Compañía), el portentoso uso de la luz, el revolucionario empleo del ojo de pez y planos imposibles en una cinta de época y el anacronismo del exquisito vestuario, la hacen una obra redonda. La recomiendo altamente. Mi Score: 9/10.

    De las 10 nominaciones que tiene a los Premios Oscar, merece ganar con justicia divina 5 de ellos: Actriz protagónica (Olivia Colman), Actriz de reparto (Rachel Weiz), guion original, dirección de arte y diseño de vestuario. Pero una cosa son nuestros deseos, que disfrutamos del buen oficio del séptimo arte y que no tenemos pretensiones ni cedemos a concesiones de estudios, y otra cosa muy distinta, lo que eligen los octogenarios miembros de Academia que dista mucho de sinónimo de “calidad”, por eso, ahora están que se jalan una oreja y no se alcanzan la otra porque su showcito se le ha venido a pique. Encima de ello van a mandar un puñado de categorías durante los cortos de comerciales.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s