Pather Panchali (La canción del camino) (Pather Panchali, 1955), de Satyajit Ray.

“No haber visto una película de Satyajit Ray, es como no haber visto nunca el sol o la luna”.

(Akira Kurosawa)

portr

Pather Panchali, primera entrega de la llamada trilogía de Apu, narra las vicisitudes de una familia pobre bengalí en un entorno rural.

Sigue leyendo “Pather Panchali (La canción del camino) (Pather Panchali, 1955), de Satyajit Ray.”

Rocco y sus hermanos (Rocco e i suoi fratelli, 1960), de Luchino Visconti.

“La familia es la patria del corazón”.

(Giuseppe Mazzini)

ma_vie_de_courgette_xlg

Rosaria Parondi (Katina Paxinou) y cuatro de sus hijos, Simone (Renato Salvatori), Rocco (Alain Delon), Ciro (Max Cartier) y Luca (Rocco Vidolazzi), llegan a Milán procedentes de su tierra natal, Lucania, en busca de trabajo y unas mejores condiciones de vida. Allí se encuentran con Vincenzo (Spiros Focas), el mayor de los hermanos, que trabaja como albañil y está comprometido con Ginetta (Claudia Cardinale).

Sobrecogedor melodrama familiar de raíces neorrealistas que transita hacia una estilizada estética de claroscuros propia del cine negro, anticipando algunos de los elementos operísticos (la estructura narrativa, la dirección, el gusto por lo visual, la catarsis emocional de los personajes) que caracterizarían al cine posterior de su inmarcesible autor. La película, coproducción italo-francesa de unas tres horas de metraje, obtuvo el Premio FIPRESCI de la Crítica Internacional en el Festival de Venecia de 1960.

Rocco e i suoi fratelli está estructurada, como las tragedias de Shakespeare, en cinco actos. Cada uno de esos cinco actos recibe el nombre de cada uno de los cinco hermanos Parondi por orden de edad, desde el mayor hasta el menor (Vincenzo, Simone, Rocco, Ciro y Luca). No obstante, son dos los hermanos que tienen un mayor peso en el desarrollo de la trama, y los que, por tanto, aparecen mejor definidos: Simone y Rocco. De hecho, se puede decir que buena parte del guión (en el que intervinieron hasta siete manos, incluidas las del propio Visconti y las de la reconocida guionista Suso Cecchi D´Amico) gravita en torno a la contraposición que progresivamente va estableciéndose entre ambos: enamorados de una misma mujer, la prostituta Nadia (Annie Girardot), y dedicados, aunque con suerte dispar, a la misma profesión, el boxeo. A Simone la vida en la gran ciudad lo va corrompiendo poco a poco debido a su afición al sexo, el juego y la bebida. Lo suyo es una auténtica bajada a los infiernos de los celos, la desesperación y el pecado tras enamorarse de Nadia. Rocco, en cambio, de carácter bondadoso y generoso, termina erigiéndose como el inesperado pilar sustentante del edificio familiar, sacrificando su felicidad (y la de Nadia) en favor de su querido hermano. Ese montaje en paralelo, absolutamente magistral por su impacto emocional, en el que Visconti nos muestra a Rocco, por un lado, venciendo sobre el cuadrilátero en un combate importante, y a Simone, por el otro, cometiendo un atroz crimen a orillas del río, refleja a la perfección el ascenso de uno y la definitiva caída del otro.

054-rocco-and-his-brothers-theredlist

El reparto de la película incluye a conocidos actores italianos, franceses y griegos, destacando las interpretaciones de Renato Salvatori y, sobre todo, Annie Girardot, quien bajo mi punto de vista constituye la gran figura trágica del filme. Su escena junto con Alain Delon entre los pináculos y contrafuertes del tejado de la Catedral de Milán, es una de las más bellas que yo haya podido contemplar en una pantalla de cine.

Otros aspectos a subrayar dentro de esta incuestionable obra maestra, son la impresionante fotografía en blanco y negro de Giuseppe Rotunno y la hermosa partitura de Nino Rota.

Nota: 9,5/10

Francisco, juglar de Dios (Francesco, giullare di Dio, 1950), de Roberto Rossellini.

“Recuerda que cuando abandones esta tierra, no podrás llevarte contigo nada de lo que has recibido, sólo lo que has dado”.

(San Francisco de Asís)

francesco-giullare-di-dio

Siglo XIII. Después de ser recibido en audiencia por el Papa Inocencio III, Francisco de Asís (Nazario Gerardi) y sus discípulos se instalan en Santa María de los Ángeles, donde construyen una pequeña capilla y viven de acuerdo con su ideal de pobreza.

Sigue leyendo “Francisco, juglar de Dios (Francesco, giullare di Dio, 1950), de Roberto Rossellini.”

Ladrón de bicicletas (Ladri di biciclette, 1948), de Vittorio De Sica.

“Jamás desesperes, aun estando en las más sombrías aflicciones, pues de las nubes negras cae agua limpia y fecundante”.

(Miguel de Unamuno)

MBDBITH EC009

Antonio Ricci (Lamberto Maggiorani), casado y padre de dos hijos, es un desempleado de la Roma de posguerra al que le ofrecen un empleo para fijar carteles. Sin embargo, para ejercerlo necesita una bicicleta, y él empeñó la suya por necesidad tiempo atrás.

Sigue leyendo “Ladrón de bicicletas (Ladri di biciclette, 1948), de Vittorio De Sica.”

Aparajito (El invencible) (Aparajito, 1956), de Satyajit Ray.

“La materia pura del cine es la vida”.

(Satyajit Ray)

aparajito-1956-large-picture

El pequeño Apu (Pinaki Sengupta) y sus padres, Harihar (Kanu Bannerjee) y Sarbojaya (Karuna Bannerjee), abandonan Bengala para instalarse en la ciudad sagrada de Benarés, a orillas del Ganges, con el objetivo de prosperar en sus miserables condiciones de vida.

Sigue leyendo “Aparajito (El invencible) (Aparajito, 1956), de Satyajit Ray.”